vacaciones

[Aranjuez] La cultura para niños y jóvenes se toma vacaciones

Vuelta la burra al trigo… Como es tradición en Aranjuez en cuanto llegan los calores y las vacaciones de los escolares, alguien decide que es momento de que la sección infantil y juvenil de la Biblioteca Municipal cierre por vacaciones. ¿Lo entiende alguien? Yo, desde luego, no.

Fuente: Facebook Biblioteca Municipal

Es algo que se me escapa, no entiendo que los servicios públicos (y la biblioteca municipal lo es) cierren por vacaciones. Ya es bastante lamentable que una ciudad como Aranjuez, con sus 59.037 habitantes (datos de 2018) solo tenga una biblioteca pública.

Es este, un tema recurrente aquí en 30dediferencia, escribí una carta a la biblioteca en 2015 denunciando que la biblioteca estuviera durante todo el mes de agosto cerrada, volví a escribir otra carta en 2016 esta vez agradeciendo que la biblioteca permaneciera abierta durante todo el verano, demostrando que si se quería se podía, y en 2017 volvíamos a las andadas y de nuevo cierre por vacaciones.

Es muy triste que la cultura se vaya de vacaciones en verano para niños y jóvenes en Aranjuez, luego nos gastaremos dinero en programas de fomento de la lectura y otras zarandajas, pero es que se da una de cal y otra de arena.

En 2014 Acipa lo denunció y llevó el tema a pleno. Unos y otros se lo han pasado por el forro de sus… caprichos. Se ve lo que les importamos los ciudadanos en general y los niños y jóvenes en particular.

Anuncios

Carta abierta a… la Biblioteca Municipal

cartaLa carta que envío hoy es de las importantes, no va dirigida a los políticos, así que se leerá bastante menos, no se compartirá por las redes sociales y pasará con más pena que gloria, vamos que va a caer en saco roto. ¿Por qué pasa eso? Pues porque la carta habla de cosas importantes, habla de temas culturales, habla de educación, habla de lectura, habla de bibliotecas, y estos temas no interesan. Pero también habla de falta de organización y previsión, y es que uno no cree en las casualidades sino en las causalidades… La carta de hoy va dirigida a la Biblioteca Municipal Álvarez de Quindós de Aranjuez.

Querida Biblioteca Municipal:

Con la llegada del verano y del periodo de vacaciones escolares los ribereños más jóvenes se encuentran con que su sección infantil y juvenil cierra. ¿Alguien lo entiende? Mis hijas y yo desde luego que no. Muchas campañas de fomento de la lectura, muchas campañas para conocer la biblioteca y su funcionamiento, mucho hablar de lo importante que es la lectura para la educación y para evitar el fracaso escolar, y justo ahora, cuando más tiempo libre tienen los chavales, llega usted y cierra. Lo siento, pero no hay quien lo entienda

Hoy mismo publicaban en Facebook que la sección infantil y juvenil de la Biblioteca Álvarez de Quindós, va a permanecer cerrada entre el 1 y el 30 de agosto. El cartel dice que estará cerrada del 3 al 28, pero resulta que los sábados y domingos no abre, así que, lo dicho, del 1 al 30 de agosto tendrá usted el cierre echado. 

Me parece muy bien que los trabajadores municipales se tomen unas vacaciones que seguro que tienen muy bien merecidas, por supuesto que sí, pero los servicios públicos no deberían coger vacaciones nunca, porque como su nombre indica son un servicio a los ciudadanos. Se me escapan los motivos que llevan a tomar este tipo de decisiones así que entiendo que todo esto se deberá a una falta de previsión y organización por parte de los gobernantes, de los responsables políticos vaya, pero no es un tema nuevo, esto es lo que sucede habitualmente en Aranjuez cuando llega agosto.

He estado buscando qué sucede con otras bibliotecas de la Comunidad de Madrid y de otros puntos de España, por si acaso hubiese una ley no escrita que impusiera el cierre en agosto, pero no. Hay colegas suyos que, igual que en Aranjuez, cierran, pero no es lo más habitual, de hecho he encontrado que muchas bibliotecas aprovechan estas fechas para realizar muchas más actividades lúdicas y de ocio con los chavales.

Cualquier empresa, grande o pequeña, organiza o al menos intenta organizar el calendario laboral de su plantilla de la mejor manera posible, máxime si además se trata de una empresa que presta servicios cara al público. Una institución como un ayuntamiento no puede echar el cierre sin más, no es de recibo dejar de prestar un servicio a los ciudadanos por la mala organización o por la dejación de funciones del responsable de organizar los horarios de los trabajadores.

Ya el año pasado Acipa denunció el tema en un pleno, no había tiempo material para solucionarlo, pero se ha visto que un año después seguimos en las mismas, así que nadie tomó nota de la denuncia, nadie quiso poner los medios para solucionar el problema, y es que esto de la cultura es lo menos importante. Como decía más arriba estos temas parece que no importan a nadie, seguramente no dan réditos electorales, pero es una muestra más de lo lejos que estamos ciudadanos e instituciones. 

Atentamente, y esperando que al año que viene no tenga que volver a escribir una nueva carta, le envío un saludo cargado de lecturas veraniegas. 

JL

De mayor quiero ser pequeño

A punto de terminar el mes de agosto, cuando seguro que muchos ya habéis terminado las vacaciones no quiero dejar de compartir a través de blog este maravilloso corto.

15 días en agosto ha sido creado por Edu Glez que se ha encargado del guión, la dirección, el montaje, la producción e incluso las ilustraciones. La voz en off de un niño de 5 años nos recuerda algunas cosas importantes que los mayores olvidamos con cierta facilidad…

Haciendo manualidades

Como estamos en Semana Santa y no tenemos colegio tenemos más tiempo libre para poder hacer cosas. Ayer mi hermana Celia, mi madre y yo estuvimos haciendo manualidades.

Preparamos anillos y colgantes. Están hechos de alambres de colores y a mi me gusta mucho como quedan. Ahora voy a hacer también para algunas amigas, y para las abuelas.

Aunque al principio parecía complicado es muy fácil hacerlos, porque hasta Celia fue capaz de hacerlos.

En estas fotos se puede ver como quedan los anillos y los colgantes.