fenómenos virales

El amor no tiene etiquetas

El pasado 14 de febrero en Santa Mónica (California), día de San Valentín, dentro de la campaña contra la discriminación Love Has no Labels (el amor no tiene etiquetas) una pantalla gigante de rayos X reunía a un buen número de curiosos. Tras la pantalla iban apareciendo sucesivamente personas besándose, abrazándose, bailando… pero los espectadores solo podían ver sus esqueletos, sin ninguna pista sobre qué se escondía detrás.

Unos momentos después esas personas aparecían delante de la pantalla y podíamos encontrarnos con personas del mismo sexo, de diferente raza, de diferentes religiones, de edad avanzada, etc.

El vídeo, publicado el pasado 3 de marzo en Youtube, se ha convertido en un auténtico fenómeno viral que se sigue difundiendo por redes sociales con enorme rapidez, y en poco más de una semana ya suma más de 43 millones de reproducciones.