Mes: septiembre 2015

Mis enlaces semanales (XXXIV)

Internet1Poco a poco todo va volviendo a la normalidad, retomamos el ritmo habitual y una semana más volvemos con la cita habitual de mis enlaces semanales. Cumplimos ya a la trigésimo cuarta edición de la recopilación de enlaces vistos por Internet en los últimos días.

Como sabéis los lectores habituales del blog se trata de enlaces a artículos que me han parecido interesantes y que durante la semana he ido publicando bien a través de mi cuenta en Twitter, en la colección de Enlaces de Google+, en Tumblr, en el Flip-30 de diferencia, y en estos últimos días en la página de Facebook de 30 de diferencia recién creada y en la que os invito a que deis en el Me gusta. Todos estos contenidos los podéis encontrar ahí junto con algunos más.

Se suele hablar de la cuesta de enero, pero en septiembre hay otro alto de categoría especial, el de la  vuelta al cole. ¡Y encima hay que forrarlos! (La verdad sobre el comienzo del curso) (Juez de Menores Emilio Calatayud).

Y al hilo de este tema y el del negocio de los libros de texto: 400 euros en la mochila (Eva Pastrana – El confidencial).

Algunas cosas se me hacen muy difíciles de entender, como lo que ha sucedido en el comedor social de Recas: Un comedor social de Toledo cierra al negarse a servir sólo a empadronados (El País).

Una pregunta que muchos nos hacemos: ¿A Senegal? (Elvira Lindo – El País).

Ayer, hoy, mañana… Un día cualquiera (Sergio del Molino).

Los viejos tics de la nueva política: No eres tú, soy yo (Elena Alfaro).

Como cada semana el cierre viene desde Aranjuez y en este caso voy a ser algo más extenso de lo habitual. Por una parte os dejo el artículo ¿Más empleo o más precariedad? publicado por Pedro Santiago, una reflexión muy interesante que comentaré en su blog con más calma, y por otra quiero dar la bienvenida a La voz de Aranjuez, un nuevo medio nacido en Facebook que ha tenido a bien crear un blog , os dejo enlaces a los artículos que ha publicado esta semana: Como pollo sin cabeza, por Jose García, agitador de ideas, Reflexiones de campaña, de Laura Barreiro (Acipa), Más de lo mismo, por Javier Lindo (concejal del PP), Lo que estoy pensandopor Cristina Camuñas (Podemos Aranjuez) y Recuperar las fiestas… caminando, por Félix J. García, ex-concejal de seguridad.

Anuncios

Feeds y fuentes de noticias

El artículo de hoy toma unos derroteros un poco técnicos y se sale del contenido habitual del blog, pero vamos que nadie se asuste y deje de leer porque simplemente voy a comentar -y ya de paso compartir con todos los lectores- como sigo las fuentes de noticias (principalmente blogs) a través de los que me informo de todo lo que me interesa. Para ello he recuperado parte del material de un curso que di hace unos años en el colegio y aquí os lo dejo por si os puede interesar.

A la hora de conocer que publica un blog, por lo general se puede acceder con el navegador a través de su url y consultar el contenido, pero existen modos de automatizar este proceso que nos aseguran un aumento de productividad pues podremos evitar visitas a distintas páginas web que no han modificado su contenido desde nuestra última visita.

Imaginad por un momento el funcionamiento de un gestor de correo electrónico (o incluso la página web de Gmail, Yahoo, Hotmail…), pues la única diferencia con lo que voy a comentar es que en lugar de recibir mensajes de correo electrónico de nuestros contactos, en nuestro lector de noticias recibimos las entradas de los blogs a los que estamos suscritos.

De este modo no perdemos tiempo saltando de un blog a otro para averiguar si hay alguna novedad. Es posible seguir todos los blogs que uno desee y al igual que en la bandeja de entrada del correo electrónico, se pueden consultar todas las nuevas actualizaciones con un simple vistazo.

Pero la cosa no acaba ahí. La tecnología Feed está implementada en muchos servicios que ofrecen información, no solo blogs, sino también Redes sociales, álbumes on-line (Picasa Web – Flickr), agregadores de noticias (Meneame), búsquedas automatizadas (Yahoo – Alertas de Google), o los periódicos de internet.

Os cuento ahora, muy por encima, que son los feeds a partir de la comparación entre los mensajes de correo electrónico y la tecnología feed.

La principal diferencia es que un correo electrónico está destinado a mensajes individuales y un feed lo hace a la fuente de información. Por ejemplo, un blog es una fuente de información y cada vez que publicamos una entrada, la tecnología feed envía esa nueva entrada a todos nuestros suscriptores de forma automática y sin que sea necesaria nuestra intervención.

En la página de la Wikipedia hay mucha más información sobre qué son los feed y en qué consisten.


Cuando alguien tiene un blog, o simplemente cuando consulta o sigue blogs, suele estar interesado en recopilar información para lo que se hace necesario seleccionar y procesar correo electrónico, suscripciones, boletines electrónicos, cuentas en las redes sociales, visitar otros blogs, pero al mismo tiempo también estaremos interesados en difundir información, podemos enviar correos electrónicos informando de nuestras actualizaciones, compartir enlaces en las redes sociales y evidentemente todos estos pasos tenemos que hacerlos con nuestra intervención personal.

Los feeds nos van a permitir organizar de un modo sencillo una enorme cantidad de información que de otro modo sería bastante complicado gestionar si tuviéramos que ir buscándola fuente a fuente.

La mayoría de los blogs generan un feed para transmitir de modo automático su contenido. Los dos formatos más usuales son RSS y Atom y aunque no se trata de una comunicación interactiva nos va a permitir con gran facilidad enlazar con la fuente original para, por ejemplo, publicar posteriormente un comentario.

El lector de feed (Lectores de noticias)

Todo lo que hemos contado hasta ahora está muy bien, pero ¿cómo podemos ver todo esto?

Cuando visitamos una página de Internet y vemos que su contenido puede resultar interesante, si además esta página dispone de la tecnología feed, podemos suscribirnos a ella utilizando un software determinado, es lo que se denomina agregador o lector de noticias. Una sencilla herramienta que permite redireccionar todas las novedades de nuestras webs y blogs favoritos a una misma página para que no perder tiempo navegando por la Red.

En realidad no es más que un almacén donde se van volcando todas las novedades de las páginas que seleccionamos o de las búsquedas que hayamos definido. Para ello es necesario que esas webs tengan un RSS, un sistema de alertas que suele estar señalado por el icono anaranjado del que ahora más adelante hablaremos. Una vez creado, nuestro lector recopilará automáticamente todos los contenidos que se vayan publicando. Además, estos lectores (algunos al menos) nos permiten incluso crear una web pública para que todo el mundo pueda tener acceso a la información que nuestro agregador haya recopilado.

Posiblemente el ejemplo más conocido de lector de noticias en la actualidad es Feedly aunque personalmente me gusta mucho más Inoreader, un software web que gestiona estos feeds y donde podemos:

  • Suscribirnos a los blog y otros servicios.
  • Organizar las suscripciones mediante etiquetas y carpetas.

¿Cómo localizar el feed en un sitio web?

Primer problema, porque la respuesta no es fácil ni única. Encontraremos sitios que no disponen esta tecnología, otros que aún disponiendo de feed, el localizarlo será poco o nada evidente, pero afortunadamente lo más habitual es encontrar un texto con mención: FEED, RSS, ATOM, que puede ir acompañado de todas la variables y sinónimos que se nos ocurran de la palabra “suscripción”. En el mejor de los casos se identificará con un símbolo parecido al siguiente:

¿Cómo realizamos la suscripción desde un sitio con enlace a feed?

Cuando encontramos alguno de los enlaces o símbolo descritos en el punto anterior, la suscripción consiste tan solo en hacer clic sobre el enlace aunque la experiencia me dice que el resultado no siempre es el esperado.

Puede suceder que se nos abra una pantalla en la que se nos solicite el tipo de lector en el que queremos suscribirnos. En mi caso elijo Inoreader si está disponible o el software que queramos utilizar si es otro y a continuación aceptamos. También es algo que depende del navegador que estamos utilizando.

feed1

En otras ocasiones nos dirigirá a una pantalla donde aparece un texto lleno de símbolos y de difícil lectura. En este caso la mejor opción pasa por copiar la url de la barra del navegador y realizar la suscripción de modo manual, tal y como explico a continuación: (Con otros lectores el proceso se haría de forma similar)

¿Cómo suscribir un feed desde Inoreader?
En primer lugar accedemos a Inoreader desde nuestro navegador y nos identificamos con nuestro usuario y contraseña.
En el caso de no tener una cuenta en Inoreader podríamos registrarnos utilizando nuestras cuentas de Facebook o Google. Una vez hecho esto vamos realizar un ejemplo de suscripción paso a paso.

En primer lugar localizamos la caja de búsqueda situada en la parte superior izquierda:

inoreader1

Si tenemos el enlace feed (url que hemos copiado de la barra del navegador), lo introducimos en este momento, en los lectores modernos suele ser suficiente con introducir la dirección de la página web:

inoreader2

Nos aparecerá una pantalla similar con este encabezado:

inoreader3

Si elegimos Feeds aparece algo similar a esta imagen:

inoreader4

El primero de ellos serviría para suscribirnos al blog, el segundo sería para suscribirnos a los comentarios que se publican en el blog, en nuestro caso elegimos el primero de ellos y pulsamos sobre el signo “+” y nos aparecerá una lista con las últimas entradas publicadas en ese blog:

inoreader5

En Preferencias de feed podemos por ejemplo elegir en que carpeta podemos guardar esta nueva fuente de noticias, o crear una nueva. Yo por ejemplo tengo carpetas Aranjuez, Libros, Tecnología, Colegio… y en cada una de ellas están agrupados blogs de diferentes temáticas o con contenidos más o menos relacionado:

inoreader6

De este modo podemos ir añadiendo distintos blogs o medios de comunicación a nuestro lector de noticias y ver casi al momento cuando sus páginas se van actualizando…

Decía más arriba que una de las opciones es que luego podemos compartir con cualquiera estas suscripciones, en el menú de preferencias (rueda dentada) podemos ir a preferencias y pulsar en la opción Carpetas y etiquetas:

inoreader7

y activar alguna de nuestras carpetas para compartirla:

inoreader8

Yo por ejemplo he activado mi carpeta Aranjuez  y con el enlace que aquí os dejo podéis ver los blogs que sigo y como se van actualizando con las últimas novedades que cada uno de ellos pública. Así que ahí tenéis una revista de prensa con lo último que se publica en los blogs de Aranjuez y quien quiera puede añadirlo a sus favoritos.

Ya aprovecho para decir que si alguien quiere que añada su blog a esta carpeta no tiene más que decirlo y añadiré su página con sumo gusto. 🙂

Mis enlaces semanales (XXXIII)

Internet1A punto de comenzar un nuevo curso y una semana más volvemos con la cita habitual de mis enlaces semanales. Cumplimos ya a la trigésimo tercera edición de la recopilación de enlaces vistos por Internet en los últimos días.

Como sabéis los lectores habituales del blog se trata de enlaces a artículos que me han parecido interesantes y que durante la semana he ido publicando bien a través de mi cuenta en Twitter, en la colección de Enlaces de Google+, en Tumblr, en el Flip-30 de diferencia, y en estos últimos días en la página de Facebook de 30 de diferencia recién creada y en la que os invito a que deis en el Me gusta. Todos estos contenidos los podéis encontrar ahí junto con algunos más.

Empezamos con una pregunta: ¿Los inmigrantes nos quitan el trabajo? (Jorge Galindo en Politikon).

Este año, más por pereza que otra cosa, no he hablado de libros de texto y el negocio que supone para unos, otros y los de más alla. Dejo por aquí dos entradas que no deberían caer en saco roto: El maloliente negocio de los libros de texto (Voces de Pradillo).  ¿Son los recursos educativos abiertos una alternativa? (Hoja de router – El Diario.es).

El próximo mes cerrará la librería Negra y Criminal en Barcelona: Sigamos así y acabaremos donde merecemos (Lorenzo Silva – Abc).

Espeluznante el relato de lo que ha sido la imagen de la semana: El niño de la playa (Pedro Simón – El Mundo).

Una noticia que no debería caer en saco roto: Siete ayuntamientos crean el primer “macromunicipio” de España (El País).

Cierro como siempre desde Aranjuez que por estas fechas recrea y “celebra” lo que fue un golpe de estado contra el poder establecido, El Motín de Aranjuez. Nos hemos hecho una historia a nuestro gusto, hemos puesto de malo, malísimo a Godoy, nos engañamos diciendo que fue algo que salió del pueblo (cuando ni siquiera existía como tal) aunque quizás algún día aprendamos lo que de verdad entonces sucedió… El cronista de Aranjuez, José Luis Lindo, dejó en su blog una pincelada sobre Godoy: La agricultura y el ilustrado Manuel Godoy en la historia del Real Sitio de Aranjuez.

Carta abierta a… quien tenga a bien leerla

Una nueva carta, sin un destinatario particular, dirigida simplemente a quien tenga a bien leerla. Creo que sobran las palabras, pero si sirve para algo ahí queda.

Querido lector:

¡Qué cosas! Lo que no vemos no existe, y aún así lo que vemos, lo filtramos, lo damos la vuelta cuando nos interesa, intentamos banalizarlo y lo mandamos al olvido más pronto que tarde. No ha sido la primera vez, pero tampoco será la última. No estamos dispuestos a salir de la zona de confort y enfrentarnos a la cruda realidad. ¿Para qué?

niñoEs la foto de la vergüenza, la foto de un niño que nunca llegará a saber qué es lo que dentro de 11 días los líderes europeos decidirán -nótese la negrita con que remarco la palabra-, reunidos alrededor de una mesa, sobre seres humanos iguales que él. Mientras tanto aquí seguimos, esta carta incluida, hablando por ejemplo de si es ético o no publicar fotografías como la que acompaña estas líneas. Así pasamos el tiempo en occidente. Vivimos muy bien aquí. 

Pedro Simón, en otro más de sus magníficos artículos, decía ayer esto:

Lo normal a los tres años es verlos en la orilla con el bañador y no vestidos. Lo normal es verlos dando saltos y no tumbados de este modo: boca abajo y de lado, como escuchando el latido de la tierra. Si es que ésta tiene todavía corazón.

Y pienso: la foto, que es muy dura, tremenda, no es nada comparado con lo que tiene que ser la realidad. Nada. 

He buscado entre mi colección de enlaces, y he encontrado, un artículo que escribió Pérez-Reverte hace tres años. Pensaba que era más antiguo, más cercano a su vivencia en la guerra de los Balcanes, pero es sólo de hace tres veranos. Se titula Prefieren no mirar y comienza así: 

Hieren su sensibilidad. O sea, molestan a los lectores. Los desconsiderados redactores que metieron en los periódicos de papel o digitales unas fotos de niños escabechados en la última matanza de la guerra civil siria, no tuvieron en cuenta que enseñar cadáveres es de mal gusto. Incurrieron en el voyeurismo sórdido. Y claro, numerosos ciudadanos irritados se han dirigido a los medios correspondientes, afeándoles la conducta. Niños degollados y sangre. Qué espanto. Qué inapropiado. Me han causado ustedes un problema de tipo emocional de aquí te espero. Hacen de la muerte un espectáculo, de la tragedia un morbo. Mostrar carnaza es propio de periódicos y revistas de baja categoría. Una falta de respeto para lectores y víctimas. Etcétera.

Así que, querido lector, como ves la foto no es nueva, es la misma foto que viene produciéndose día tras día, desde hace años, y que de vez en cuando algún fotógrafo tiene la suerte o la desgracia, nunca se sabe, de guardar en su cámara y compartir con los que estamos cómodos en casa. 

La foto no deja indiferente, pero casi. No nos engañemos. Escribir sobre esa foto, sobre toda la tragedia que tras ella se esconde, es desperdiciar palabras. Es una imagen que ganará premios, es la imagen perfecta de la tristeza, pero realmente si tanto nos molestara lo importante sería ponernos a hablar de soluciones, de remedios. El de los refugiados es un problema muy serio, pero una vez más, los europeos ya sea por cobardía, ya sea por desidia, da igual, no nos atrevemos a encararlo de una manera directa.

Hoy esta viñeta de Gallego y Rey lo recoge de manera magistral:

gallego-rey

Así, a bote pronto se me ocurren tres posibilidades: la primera, la que estamos llevando a cabo y aplicando con rotundidad desde el principio es la de no hacer nada. Mirar para otro lado, hasta que una puñetera foto haga que se remuevan algunas conciencias… Portada de periódicos, apertura de telediarios, viralidad en las redes sociales y hasta… la próxima.  La segunda opción sería tirar por el camino de en medio e intervenir militarmente. Una medida que además de incierta (basta ver los últimos ejemplos en Irak, Afganistán…) costaría muchísimo dinero y un número de vidas de soldados europeos (las de los sirios ya sabemos que importan menos) que nadie estará dispuesto a asumir. La última opción, la que supongo que elegiríamos todos, la más sensata es actuar como está haciendo Alemania. Muchos critican a Merkel por su papel dominante en Europa, por sus políticas, pero cada vez que hay un problema el resto de países se ponen, o nos ponemos, de perfil. Ya vendrán otros a solucionarlo.

Más de medio millón de muertos, que se dice pronto, se ha cobrado ya la guerra civil siria. Lo solucionaremos poniendo un lacito de algún color en nuestro muro o usando un imaginativo #hashtag, y si no tiempo al tiempo. En cuanto vuelva el fútbol seguiremos hablando del fichaje de De Gea, del peinado de Ronaldo o del regate imposible de Messi. Pan y toros que se decía antes. 

JL